29 de abril de 2021

Reseña de Los niños de la Resistencia 1: Primeras acciones. La llegada de la guerra y sus efectos en la infancia de los protagonistas

Saludos a todo el mundo. Con la reseña de hoy vuelvo a hablar de un cómic ambientado en la época de la Segunda Guerra Mundial, como ya hice con los análisis de "Champignac - Enigma", "El flautista de Arnhem", o "Lucca". Cada obra de las mencionadas tenía algún elemento que, al margen del contexto histórico, la diferenciaba de las demás. Y aquí sucede lo mismo, pues los protagonistas son un trío de amigos cuyas vidas cambiarán para siempre con la guerra. Por lo tanto hoy voy a hablaros de "Los niños de la Resistencia 1: Primeras acciones" de Editorial Base. 


No está de más decir que se trata de una serie abierta, pues en la fecha actual, ya hay publicados 7 álbumes en la editorial belga Le Lombard, y 6 aquí en España a través de Editorial Base. Y este primer número vio la luz en 2015, siendo publicado en tierras españolas en 2017. Pues bien, como ya avanzaba en el párrafo anterior, estamos ante una serie que tiene su ubicación histórica en el período de la Segunda Guerra Mundial. Lo sé, a estas alturas de la película, puede que ya hayáis visto un montón de documentales, series o películas ambientadas en la misma época. Quizás incluso andéis saturados de lectura de estas características, ya fuera en formato cómic o libro. Pero "Los niños de la Resistencia" nos ofrece el punto de vista de unos niños que ven cómo cambiará por completo sus vidas la irrupción de la guerra en su país, y el modo en que afectará a sus mayores y vecinos de toda la vida. 


Lo sé, no es la primera vez que se enfoca una historia bélica en unos protagonistas jóvenes, de apenas 13 años en este caso. Pero ver las cosas a través de sus ojos siempre es diferente a hacerlo desde los de una persona adulta. En especial en temas como la guerra, que implica una maduración muy rápida para las generaciones más jóvenes que deben vivirla y sufrir sus efectos. En ese sentido, y como podéis leer en el apartado de extras, la intención de los autores es narrar esta historia como si de un diario se tratase, ya que fueron muchos los niños y adolescentes que escribían un diario íntimo durante la guerra; como ejemplo tenéis el famoso diario de Anna Frank. Y además de esto, otra de las intenciones es contar los primeros pasos que los protagonistas dan para ir formando parte de lo que podría llamarse una resistencia al ejército invasor/opresor, también conocida en esta caso como Resistencia interior francesa. Porque sí, aunque no eran casos muy numerosos, sí que existieron niños que ayudaron a la Resistencia, aunque fuera con tareas poco peligrosas pero sumamente útiles. 

¿Qué autores han creado esta serie? Como guionista está Vincent Dugomier (ha escrito alguna historia para "Benito Sansón", y es creador de "The Omniscients"), mientras que del dibujo y el color se ocupa Benoît Ers (conocido por "Les démons d'Alexia", donde repitió como compañero de Dugomier). Se trata por lo tanto de autores que han colaborado bastante y que conforman un buen equipo creativo. La traducción al castellano es obra de Carles Estrada Casabona. 

¿Qué historia nos encontraremos aquí? Dejo aquí la sinopsis de la editorial:

"Es cierto que, como decía mi padre, nos habían dado una buena torta… La mañana del 10 de mayo de 1940, llegó la guerra.

Rápidamente, sobrevino el desastre. El 22 de junio, se firmó el armisticio con Alemania. Habíamos sido derrotados.

Fue el verano de nuestros 13 años, los míos y los de mi amigo Eusèbe.

Y no estábamos dispuestos a resignarnos."

Como ya se menciona, tras la firma del armisticio entre Francia y Alemania, el país galo, presidido por aquel entonces por Philippe Pétain, fue ocupado por los alemanes. Eso generó una situación en la que tan solo medio país se podía considerar libre para los franceses, lo que se llamó la Francia de Vichy, al ser esta localidad la que funcionó como sede del gobierno galo durante la Segunda Guerra Mundial. Pues bien, la ficticia localidad de Pontain l'Écluse, donde transcurre la mayor parte de este cómic, estaba dentro de la parte del país ocupada por los nazis.

Y es ahí donde arranca todo, con la presentación de François y Eusèbe, dos amigos que se encuentran jugando, y que ven llegar a las tropas nazis que ocuparán Pontain l'Écluse. A través de François, veremos que él no está dispuesto a darle importancia a la aparición de los alemanes, pues lo mejor es hacer como que no existen, para no alimentar su sensación de superioridad al ocupar un país derrotado en combate. Aunque Eusèbe tardará algo más en imitar la forma de actuar de su amigo, también terminará haciendo lo mismo. Pero esto solamente es el principio, pues no hay que olvidar que los soldados han llegado para ocupar la localidad, y además hacer lo que les venga en gana fingiendo ayudar a los franceses. Y por lo tanto, François y Eusèbe irán haciendo más cosas para intentar animar a su pueblo a levantarse contra los invasores.


Por último pero no menos importante, estos amigos no estarán solos, pues a ellos se unirá Lisa, una chica que ha aparecido en el pueblo sin su familia y huyendo de los nazis. Así que, mientras François, Eusèbe, y las familias de éstos intentan ayudar a Lisa a encontrar a sus padres, le darán cobijo. Eso irá provocando que Lisa cada vez vaya siendo más partícipe de la labor de sus nuevos amigos. Y no quiero contaros más de la trama, el resto es mejor que lo vayáis descubriendo si le dais una oportunidad a esta lectura. Vaya por delante que estamos ante un cómic que, además de narrar las vidas de los protagonistas, nos permite ver diferentes episodios derivados del armisticio, como los éxodos de población que venía huyendo de los nazis a raíz de la ocupación de sus distintos países o localidades, o bien la hostilidad que los invasores empleaban contra toda persona que fuera una enemiga del Reich. 

¿Qué valoración merece el trabajo de los autores? Una de las cosas que más me ha gustado del trabajo de Dugomier como guionista, es que se nota que se ha documentado y preparado bien antes de ponerse a contar esta historia. En el apartado de extras lo podréis ver mejor, porque habla de muchas cosas sobre la concepción del cómic, pero también de la época histórica que retrata. Al margen de eso, me ha gustado la manera en la que van evolucionando los protagonistas, en especial François, por ser quien más cosas vive, y quien más dudas va teniendo continuamente sobre lo que está bien o mal, y la bondad o maldad de las personas. Son cosas que denotan la rápida maduración que está viviendo el personaje, y por extensión Eusèbe y Lisa, cuyas vidas también están cambiando para siempre. Por otra parte, la narración tiene buen ritmo y sabe dosificar bien lo que cuenta y la manera de hacerlo. Queda por lo tanto una más que aceptable labor de Dugomier.

Por otra parte, y analizando la labor del ilustrador Ers, tiene un trazo sencillo pero lleno de detalles y atractivo a la vista. Ers logra dotar a todos los personajes de bastante expresividad, lo que en un caso como éste es importante, dado que los niños están viviendo situaciones nuevas y duras para ellos, y por lo tanto son los más sensibles a todo lo que sucede. Además de lo anterior, el dibujante realiza muy buen trabajo en las distintas situaciones que se ven a lo largo del cómic, dando una sensación de que sea éste y no otro estilo el que mejor encajaría con el guion. 

Y sobre el color, teniendo en cuenta que lo aplica a los dibujos el propio Ers, se nota que ha elegido las mejores tonalidades para complementar su trazo. Por lo tanto, no hay mucho que decir al respecto, salvo que el uso del color es acertado y suma y no resta al producto. 

¿Merece la pena el cómic? Como inicio de una serie abierta SÍ, me parece una más que interesante manera de dar el disparo de salida. No hay que olvidar que de momento no se sabe cuántos álbumes tendrá esta serie, por lo que mi valoración gravita sobre lo que me ha parecido este primer tomo como cómic y como inicio de la colección. En esa tesitura, la lectura ha merecido la pena y me ha sorprendido gratamente, porque no estoy muy acostumbrado a leer un cómic ambientado en este período histórico cuyos protagonistas son niños. La historia, aunque queda claro que seguirá, tiene calidad por sí misma y no perdéis nada por darle una oportunidad a este primer tomo.

Respecto a la edición de Editorial Base, es de tapa dura y contiene como extra un interesante y extenso dossier escrito por el guionista, donde nos habla de la inspiración para este cómic, y además analiza ese período histórico y el papel de la Resistencia en la Segunda Guerra Mundial. Y esto es todo por mi parte, si queréis ver más reseñas mías, podéis hacerlo aquí. ¡Hasta la próxima!

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si has llegado hasta aquí, significa que has dedicado un tiempo a leer estas líneas. Gracias por hacerlo. Adelante, ahora no seas tímid@ y cuéntame tus impresiones al respecto. De igual modo, te animo a compartir este texto con más gente para que llegue lo más lejos posible.